Trigo sobre las tablas

El triste momento que comparte Candela, la hija de Joan Manuel Serrat

La nieta del cantante es una actriz consagrada.
jueves, 4 de marzo de 2021 · 03:00

Para Candela, la hija de Joan Manuel Serrat, la industria del entretenimiento ha sido uno de los segmentos que más ha sido afectado por la pandemia de coronavirus. En el mundo entero los cines y los teatros fueron los espacios que han permanecido cerrados durante más tiempo. 

Candela anunció a través de Instagram que la obra “Trigo Sucio” había puesto en escena su última función a solo dos semanas del estreno en el Teatro Olimpya de Barcelona y luego de emprender esfuerzos descomunales para convencer a los aficionados de que acudir a verlos no era un plan con el que corrieran riesgos. “No ha sido fácil intentar llenar el teatro con las restricciones en Valencia de las últimas semanas. Aunque el teatro cumpla todas las normas de seguridad y más, con el cierre perimetral de Valencia y el de toda su hostelería, ha sido una mezcla agridulce de poder y no poder”, escribió la heredera de Joan Manuel Serrat en un texto que acompañaba una serie de postales suyas y de sus compañeros de trabajo.

La hija de Joan Manuel Serrat es una actriz consagrada.

“Trigo sucio” es una puesta en escena que expone los excesos de poder que son tan habituales en el mundo del espectáculo y que generalmente se dan de parte de algunos empresarios súper enquistados en el ambiente, con privilegios por sus apellidos y con las garantías implícitas que les otorga el poder económico que ostentan. Algunos especialistas han asegurado que la producción ha sido inspirada en Harvey Weinstein. Sin embargo Nacho Novo, quien tenía la tarea de colocarse en la piel del personaje principal, ha manifestado que “no se trata de él, sino que es un paradigma de un tipo de seres que ocupan espacios de poder en las producciones cinematográficas como otro tipo de empresas y que abusan de ello gracias a su estatus y su condición económica”. Candela interpretaba aquí a una joven que intenta acceder al mundo de la actuación y debía plantearse cuántos límites está dispuesta a transgredir para acceder a aquello que tanto sueña.

Quería agradecer al público que se ha acercado estos días por confiar en que la cultura es segura, darnos el calor que nos viene faltando, butaca si y dos no, y al teatro, sus trabajadores y productores por intentar mantenernos vivos aunque a ellos les esté costando tanto sobrevivir.

Candela, la nieta de Joan Manuel Serrat.

 

Otras Noticias