TAMARA FALCÓ

La pregunta más cruda sobre el futuro de Tamara Falcó tras superar a Íñigo Onieva

Sería un cambio rotundo en su vida.
viernes, 7 de octubre de 2022 · 01:00

Tamara Falcó se ha refugiado en la fe y en su familia para atravesar su escandalosa separación de Íñigo Onieva, luego de que se filtrara un video del empresario besando a otra mujer en el festival Burning Man.

La hija de Isabel Preysler participó en el Congreso Mundial de las Familias en México, donde se refirió a su exprometido: “Me da pena que, con todas las cosas maravillosas que hay en la vida, considere que esas son las cosas por las que vive”.

Tamara Falcó dijo que siente pena por Íñigo Onieva. Fuente: (Instagram).

La Marquesa de Griñón demostró una férrea fe en su peor momento tras su ruptura. Por este motivo, Jesús Amilibia se ha preguntado en su columna de opinión del diario La Razón: “¿Debería Tamara Falcó meterse a monja?”.

“Es una pregunta que dejo ahí, en el aire, donde en realidad están todas las grandes preguntas existenciales. ¿Debería Tamara Falcó meterse a monja? Lo quiso ser de joven, según tiene dicho. Y ahora, después de probar la gloria terrenal y su frenesí, ¿cabe un retorno a su vieja vocación?”, ha cuestionado Jesús Amilibia.

El escritor continuó con sus fundamentos: “Debería hacerse una encuesta. En una ya publicada, la mayoría apoya la ruptura de Tammy con Íñigo Onieva (o nieva o truena), pero no han preguntado si sería del gusto del personal que la Marquesa de Griñón profesara en la orden de las agustinas, las benedictinas, las capuchinas, las franciscanas, las cartujas o las carmelitas descalzas, por ejemplo”. 

Jesús Amilibia se pregunta: “¿Debería Tamara Falcó meterse a monja?”. Fuente: (Instagram).

“De momento, se ha refugiado en Dios: ‘La divina providencia tenía un plan’, dijo en la tele, porque hay momentos en que ella se confiesa mejor en ‘El Hormiguero’ que con el padre Ángel”, ha recordado Jesús Amilibia respecto a los dichos de la ganadora de Master Chef Celebrity.

El periodista ha mostrado su opinión en su columna: “Piadosa, la Marquesa le suplicó a la Virgen: ‘Si no es el hombre de mi vida, quítamelo’. Eso fue el verano pasado, o sea, que algo se olía ella, y no era precisamente a incienso, sino a cuerno quemado. Es lo que tiene acercarse tanto a los cirios. ‘Lo que no sabía era que los planes de la Virgen era quitármelo televisión mediante’, ha explicado ahora”. 

“Es que los designios de las Vírgenes también son inescrutables y lo ven todo, hasta ‘Sálvame’. Como Tammy le ha cogido el gusto a la dolce vita, la tele, las redes, la alfombra roja y todo eso, existe un evidente peligro: que ya en el convento, aún novicia, la visitara un Don Juan Tenorio”, ha agregado el periodista, quien finalmente concluyó: “¿Podría Tamara olvidar el mundo? ¿Podría el mundo olvidar a Tamara? Vivo sin vivir en mí. La encuesta ya, porfa”.

Galería de fotos

Otras Noticias