PRÍNCIPE GUILLERMO

El momento más tenso del Príncipe Guillermo y Kate Middleton en su visita a Estados Unidos

Un día intenso en Boston.
jueves, 1 de diciembre de 2022 · 11:37

El Príncipe Guillermo y Kate Middleton estrenaron sus títulos de Príncipes de Gales en su primera excursión internacional desde el fallecimiento de la Reina Isabel y fue nada menos que en Boston, Estados Unidos, la única parada confirmada de la gira, hasta ahora.

Este viaje coincide con la explosión mediática que generó en Reino Unido el alejamiento de una excolaboradora de la Reina Isabel, que heredaron el Rey Carlos y Camilla Parker, quien fue acusada de racismo por una mujer de raza negra, que participó de un encuentro en Buckingham. 

Boston recibió con lluvias al Príncipe Guillermo y a Kate Middleton. Fuente: (Instagram)

El dato, no menor, es que la anciana de 83 años es la madrina del Príncipe Guillermo, quien evitó cualquier tipo de comentario cuando aterrizó en los Estados Unidos. Sin embargo, el que no dejó pasar inadvertido ese incidente fue un reverendo afroamericano que, en el evento de presentación de los Earthshot Prize —el gran proyecto personal del hijo del Rey Carlos— en su discurso no olvidó mencionar el "legado del colonialismo y el racismo".

Hasta aquí, la jornada, que había comenzado con lluvias, comenzó a tornarse turbulenta, pero terminaría por volverse sumamente tensa e incómoda durante la noche.

Aunque no estaba previsto en la agenda, el Príncipe Guillermo y Kate Middleton decidieron aprovechar su estadía en Massachusetts para asistir a un juego de la NBA, más precisamente en el TD Garden. 

El Príncipe Guillermo y Kate Middleton fueron recibidos con abucheos en el TD Garden de Boston. Fuente: (Instagram)

Ni bien llegaron al estadio, en el centro de Boston, el Príncipe de Gales y su esposa recibieron algunos abucheos y desde las gradas bajó un contundente "U.S.A.", mientras los británicos aprovechaban para saludar y sacarse selfies con los espectadores que se mostraron más cordiales. 

El periplo, es cierto, comenzó con algunos altibajos, pero el Príncipe Guillermo y Kate Middleton prefirieron sonreír y hacer de cuenta que no había pasado nada, algo para lo que están preparados desde muy pequeños. 

Otras Noticias