REINA LETIZIA

La Reina Letizia dispone la mesa y Zarzuela se inhibe de los mejores manjares

Sus altísimas exigencias han causado el asombro de la población.
lunes, 28 de marzo de 2022 · 03:30

La Reina Letizia ha impuesto nuevas normas en el Palacio de Zarzuela, normas que tienen que ver con la nutrición del hogar. Es sumamente importante para la embajadora de FOA que los alimentos que ingresen al palacio pasen por sus altos niveles de exigencia, tanto por su bien como por el de toda la familia.

La Reina Letizia siempre fue cuestionada por su cuerpo. Su extrema delgadez ha llevado a los expertos a preocuparse, pues al ser la Consorte de España debe dar un buen ejemplo a la población. Sus extremas dietas no eran precisamente la imagen que la monarquía deseaba proyectar.

La Reina Letizia vigila todos los alimentos que comen en su familia. 

Pero la personalidad de Letizia es mucho más fuerte y logró imponer sus gustos a como dé lugar. Tal es así que no puede entrar ningún producto de bollería o panadería demasiado cargada de alimentos grasos. Sus hijas, la Princesa Leonor y la Infanta Sofía, desconocen lo que es morder una donna.

Otra cosa que está terminantemente prohibida son los alimentos procesados, como las patitas de pollo o carnes congeladas que integren otros productos de orígenes desconocidos. La dieta se basa básicamente en verduras y frutas con algunas cremas, todo finamente elaborado por el Palacio de Zarzuela.

Pastas solo dos veces al mes. Carne roja hasta tres veces por semana. El pescado suele ser uno de los alimentos favoritos de la Reina, añadiendo que su favorito es el salmón. El que puede puede, dice el refrán. Eso sí, ella no cocina. Es su equipo de cocineros los encargados de ejecutar los platos más saludables.

Ni un bocadillo de más para Su Majestad. 

Otra cosa que ha sido muy cuestionada en la Reina Letizia ha sido su resistencia a beber alcohol, sobre todo a la hora de cumplir con algunos protocolos. En su tierra natal, Oviedo, si bebe sidra y alguna que otra vez ingirió cerveza ecológica. Las razones por las que tiene tanta obsesión con su alimentación son desconocidas al día de hoy. Varios nutricionistas han llamado la atención de Su Majestad, pidiéndole por favor que imparta bien su mensaje de lo que es verdaderamente saludable.

Más de

Otras Noticias